12/Aug/2020
Editoriales

¿Qué crees que pasó?

Julio 9 de 1894: Muere en Surgidero de Batabanó, Cuba, de mielitis espinal a los 26 años de edad, el gran compositor mexicano Juventino Rosas. Su nombre completo era José Juventino Policarpo Rosas Cadenas, nació en Santa Cruz (hoy Ciudad Juventino Rosas), Guanajuato, el 25 de enero de 1868. Desde niño fue un músico precoz y su padre Jesús Rosas que era músico, le enseñó a tocar el violín, cuando vivía junto con su familia en Tepito, Ciudad de México. Creció trabajando y pasó su niñez entre ser campanero, cantante y violinista, en el coro de la Iglesia de San Sebastián. Vivió una situación traumática cuando ya formaba parte del grupo de los Hermanos Elvira, su padre y su hermano mayor se involucraron en un pleito durante un baile, y ambos terminaron muertos. En 1885 se matriculó en el Conservatorio Nacional de Música, en donde aprendió las bases del solfeo y la teoría musical, pero antes ya había compuesto las canciones Seductora, Te volví a ver, Ensueño y Sueño de las Flores, así como un vals llamado “Carmen”, dedicado a la esposa del presidente Porfirio Díaz, doña Carmen Romero. Compuso muchísimas melodías de gran éxito, hasta que en 1888 tuvo su máxima inspiración y escribió la marcha “Cuauhtémoc” así como la melodía que lo llevó a ser conocido mundialmente llamada “Junto al manantial”, misma que se rebautizó como vals “sobre las olas”. En ese momento, Juventino Rosas estaba enamorado de Mariana Carvajal, que era hermana de su amigo Fidencio Carvajal. Sin embargo, la historia de este joven genio de la música es triste porque vivió el éxito internacional de su melodía, pero aunque el presidente de la República le regaló un piano de cola de manufactura alemana, lo vendió para hacerse de algo de efectivo pues tenía deudas grandes para su capacidad económico. Y lo peor es que vendió los derechos de autor del vals Sobre las Olas a Wagner & Levien en ¡45  pesos!. Se incorporó a la compañía de ópera de Angela Peralta y luego a otra compañía de zarzuela con la que viajó a Cuba. Estando en la bella isla, enfermó y de pronto murió. Posteriormente el presidente Díaz, ordenó en 1909 que se trajeran los restos mortales del gran compositor que en sólo siete años compuso 90 obras, y se depositaron en la Rotonda de las Personas Ilustres. La película Sobre las Olas protagonizada por pedro Infante es la historia de su vida.