Internacional

El Supremo israelí rechaza aplazar la evacuación de la polémica colonia de Amona

El Tribunal Supremo israelí rechazó este lunes una solicitud del gobierno para aplazar varios meses la demolición de la polémica colonia de Amona, en la Cisjordania ocupada, y mantuvo el 25 de diciembre como fecha límite.

"La evacuación debe tener lugar antes del 25 de diciembre. El tribunal rechaza el aplazamiento pedido por el Estado", dijo la corte en su fallo.

Unas 40 familias están instaladas en esa colonia establecida cerca de Ramala, en unos terrenos privados palestinos.

Amona es uno de los llamados "asentamientos salvajes", es decir que no es solo ilegal para la comunidad internacional sino también según las leyes que Israel aplica en Cisjordania.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, reaccionó a este veredicto y afirmó "entender la desesperación de los habitantes de Amona".

"Actuamos por diferentes medios para encontrarles una solución", agregó Netanyahu en una reunión con los diputados de su partido, el Likud.

El domingo un polémico proyecto de ley que prevé legalizar las colonias salvajes construidas en tierras privadas palestinas en la Cisjordania ocupada superó una primera etapa y puede indignar a la comunidad internacional.

El texto, adoptado por unanimidad en la comisión ministerial de leyes, estipula que el gobierno puede ordenar la confiscación de terrenos de propiedad privada palestina a cambio del pago de indemnizaciones.

A corto plazo, este proyecto de ley fue adoptado para mantener la colonia salvaje de Amona. El gobierno había pedido a la justicia que aplazara su evacuación siete meses.

Los tres jueces decretaron por unanimidad rechazar el aplazamiento, argumentando que "la decisión de la evacuación no era una recomendación o una opción sino un elemento esencial del sistema judicial al que las autoridades del Estado deben obedecer".