25/09/2018
Espectáculos

Descubren un nuevo 'microórgano' en el cuerpo humano

Un equipo de investigadores australianos descubrió un insólito microórgano que participa en el funcionamiento del sistema inmune humano. El estudio correspondiente fue publicado en la revista especializada Nature Communications

 

Australia.-  Durante el experimento, los biólogos examinaron a un grupo de ratones de laboratorio y llegaron a la conclusión de que los nuevos microórganos —apodados SPF o focos proliferativos subcapsulares— se ubican en la parte inferior de los nodos linfáticos del sistema inmune de estos animales y funcionan como una especie de "sede biológica que lleva a cabo un contraataque" contra una infección.

 No obstante, este órgano solo funciona en caso de infección repetida y durante un corto período de tiempo.

 Según afirmó el encargado del estudio, Tri Phan, del Instituto Garvan de Investigación Médica, "cuando se lucha contra bacterias capaces de duplicarse en número cada 20 o 30 minutos, cada momento cuenta". También subrayó que "por ello las vacunas son tan importantes", ya que "entrenan al sistema inmune para que pueda crear anticuerpos rápidamente cuando la infección reaparezca". Al mismo tiempo, explicó que hasta el momento los científicos no sabían "cómo y dónde tenía lugar [este proceso]".

 Durante el estudio, los investigadores crearon una película 3D del sistema inmune en acción que reveló todos los tipos de células inmunes del SPF, en particular, las células del tipo Memory B, que "enseñan" al sistema inmunitario, después de lo cual se convierten en células plasmáticas que, a su vez, producen anticuerpos.

 "Fue emocionante ver cómo las células Memory B se activaron y unieron a esta nueva estructura que nunca se había visto antes", reveló Imogen Moran, otro miembro del equipo.

 Los investigadores destacan que las estructuras SPF se ubican en "puntos estratégicos", desde donde pueden hacer frente a las infecciones de manera más rápida y eficaz.

 En su trabajo, los científicos australianos utilizaron un microscopio de dos fotones y la técnica de la secuenciación de ARN unicelular, algo que les permitió observar en detalle el nuevo microórgano.

 "Esta estructura ha estado ahí todo el tiempo, pero nadie la ha visto porque no tenían las herramientas adecuadas", destacó Phan, que agregó que "aún hay misterios ocultos dentro del cuerpo humano, a pesar de que los científicos hemos estado mirando los tejidos del cuerpo a través del microscopio desde hace más de 300 años".