21/11/2018
Editoriales

Por qué subió el PAN en la última elección en Nuevo León

 

El por qué subió el PAN en la última elección en Nuevo León tiene que ver, en gran parte, con el “activismo” anti AMLO del presidente de FEMSA, José Antonio Fernández y de otros como Juan Ignacio Garza Herrera --- hijo Eugenio Garza Herrera quien en el 2010 presidió el Consejo Mexicano de Negocios (CMN)--- y ambos directivos de Xignux, una de las empresas “estrellas” del “Clúster Automotriz” o “maquiladores de autopartes” como los definió Alfonso Romo. Ambos dieron mansajes en video sobre “lo que podemos perder” si gana el “populismo” o un gobierno “como el de los años 80s” etc.  Algunas parroquias y sus sacerdotes  en barrios de la clase media, media alta y acomodada, se hicieron eco de esos llamados a “razonar tu voto” y lograron intimidar a esos sectores bajo el dominio ideológico y aspiracional   del “Grupo de los 10”. Fernández y Garza Herrera son, al parecer, de los que “no se han sentado a conversar” con Alfonso Romo como Armando Garza Sada del Grupo ALFA y otros. Digamos que son la “extrema derecha pro globalistas y neo liberal, dentro de la extrema derecha” y que lograron generar un clima anti AMLO suficiente como para que Ricardo Anaya pudiera obtener una especie de “empate técnico” con AMLO en Nuevo León que, junto con  Guanajuato, fueron los únicos estados donde les fue bien al PAN en esta elección, puesto que además ganó la mayoría en el Congreso local donde Morena será la segunda fuerza.