22/09/2018
Editoriales

Ciudadanía Desorientada

Están ocurriendo en Nuevo León cosas tan absurdas políticamente, que muestran una completa desorientación de la ciudadanía, sobre a quienes debemos atacar y a quienes debemos apoyar, según sea su comportamiento ético público: El ejemplo más patente de esto es el error garrafal cometido este lunes 7 por Mauricio Fernández, Presidente Municipal de Garza García, quien declaró "Persona Non Grata" al Lic. Carlos Emilio Arenas Bátiz , Presidente del Tribunal Superior de Justicia del Estado, cuando él es, nada menos, el personaje público que más merece y requiere del pleno apoyo de la ciudadanía, pues su plan para investigar con una auditoría externa y luego castigar el desvío de 200 millones de pesos de este Tribunal, fue frustrado por el voto contrario de sus dos colegas, Hugo Campos, nombrado por el PRI y Juan Pablo Raigosa, nombrado por el PAN, quienes seguramente son culpables de haberla hecho por orden de sus respectivos Partidos.

Así que la tonta y miope acción de Mauricio Fernández desvía la frustración ciudadana por la absurda liberación de criminales contra quien menos tiene la culpa de ello, pues se trata de un nuevo sistema penal federal, que fue torpemente copiado de los países del Primer Mundo e irresponsablemente votado en el Congreso de la Unión por legisladores que sólo levantaron la mano, siguiendo "la línea" de su Partido, sin tomar en cuenta que esa buena ley iba a ser de muy difícil implementación en un País, como el nuestro, cuyo sistema de procuración de justicia, que incluye policías y luego penales y de impartición de la misma, que corresponde a los juzgados, es insuficiente en lo cuantitativo e inoperante en lo cualitativo, lo que lo hace fácil víctima de presiones "de arriba" o de amenazas de malosos. Todo esto lo señalé en mi artículo "Buena Ley, Mala Implementación" del pasado 11 de febrero.

Así que todo señala a que los principales culpables de los males socio-políticos del País son, precisamente, los Partidos políticos, como claramente lo entendió la ciudadanía neoleonesa el pasado mes de junio, cuando dio "el campanazo" de elegir un Gobernador independiente. ¿Por qué los Partidos están corruptos? Sería entendible del PRI por su larga historia de "democracia dirigida", pero ¿Por qué también el PAN, con su largo historial de atenerse a principios y el PRD, fundado precisamente para corregir al PRI desde la izquierda? Pues por "el pecado original" de nuestra Constitución, cuyos creadores copiaron (como changos) las provisiones del Primer Mundo, las cual les daba el derecho al voto al 100% de los hombres adultos de la población, sin caer en cuanta que ese proceso había tardado 100 años en completarse. Así que nuestros gobernante tuvieron que hacer trampa y manipular el voto de quienes no tenían los niveles de vida y de educación necesarios, que eran el 90% de la población, y los "organizaron" en grandes "centrales" campesinas, obreras y "populares", con quienes se estableció una relación "clientelar": Yo gobierno les doy algunas ventajas reales, como repartos agrarios, protección laboral y obras y servicios públicos, y ustedes me dan su voto incondicional".

No fue un mal arreglo y funcionó bien hasta 1968, pero para entonces la clase media ya era un 30% de una población mucho mayor, pero en vez de ceder al cambio hicieron lo que Porfirio Díaz: "mátenlos en caliente".

Eso enfermó al PRI y a partir de 1987 llevó a la nueva democracia, que obtuvo su primer gran triunfo en el año 2000. Pero para entonces, tanto el PAN como el PRD ya se habían tenido que "ensuciar las manos" para "comprar" los votos clientelares (y en el proceso quedarse con algo entre las uñas), por lo que poco a poco se fueron convirtiendo en lo que ahora son: Unos traidores a la ciudadanía o, si les parece muy duro el término, cámbienlo por el de "irresponsivos" ante ella. Así que para lo de la liberación de criminales, presionar a los legisladores federales de los Partidos y, aquí en Nuevo León, apoyar con todo lo que podamos, ojalá que con manifestaciones multitudinarias, al señor juez Arenas, quien trata de meter orden en el Poder Judicial.

Atte.- JVG.- 09-03-16