23/06/2018
Editoriales

PROTEGO Y ASPE RESPONSABLES TAMBIÉN DE DEUDA DE ESTADOS Y MUNICIPIOS

Es bien sabido ya que la firma Protego casa de Bolsa fue parte fundamental de las renegociaciones y restructuras de, por ejemplo, la deuda de Nuevo León en el 2013. En esa ocasión, la restructura gestionada por esa empresa especializada en eso precisamente; restructuras y "optimización de deudas" entre otras cosas, armó un paquete con el cual el gobierno del estado renegocio 33 mil millones de pesos de su deuda que en total era de 48 mil millones de pesos, y después de aprobada esa restructura la deuda se elevó a 61 mil mdd. Protego hico cosas parecidas en el Estado de México; en el Distrito Federal; en Sonora y en casi todos los demás estados que hicieron esas renegociaciones de deuda. Su papel como "broker" se limitaba a recibir un 0-3% o un poco más del monto renegociado.

Sin embargo, su papel como intermediario le permitía valeres de un llamado "esquema de potenciación" de la deuda, en donde recibía las participaciones federales para un estado ---digamos unos 13 mil mdp--, y con ellos conseguía un total de 19,000 mdp en base a adquirir prestamos de la banca en la mayoría de los casos solo para cubrir deudas. O sea, conseguía dinero con la banca que regresaba en buena parte a la misma banca como pago de deuda, el proverbial "te presto para que me pagues" y así la deuda total se multiplicaba.

El Fondo de Estabilización de las Finanzas de Estados y Municipios (FEFEIM) fue el botín pues de ahí venían los fondos para esos pagos monumentales de deudas y para evitar la bancarrota de esos gobiernos que durante esos años sufrieron caídas hasta de 30% en sus participaciones y aportaciones federales. EL FEFEIM ponía los recursos petroleros como garantía de pago seguro a la banca. Todo esto lo documenta la Auditoria Superior de la Federación en su reporte sobre la deuda de los gobiernos "sub nacionales" entre 2008 y 2012. Mucha de la deuda contraída por los estados entre 2008 y 2015, donde el total aumento de 270 a 530 mil mdp, tuvo que ver con estas transacciones y con la forma en que Protego fungió como "conseguido" de más deuda para los gobiernos estatales y en beneficio de la banca que tiene en esos prestamos y en los préstamos al gobierno federal , su principal negocio.