17/11/2018
Editoriales

EL ROMPIMIENTO DE FILIPINAS CON LOS EU

Durante su actual visita a China, el Presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte completó una revolución drástica sobre el papel de su país en el mundo. En un lenguaje muy claro, renunció al sometimiento previo de las Filipinas a Washington, estableció una relación nueva con China y el proceso de la Ruta de la Seda de China y Xi Jinping y puso en marcha una cooperación extensa con China, y potencialmente con Rusia, en cuestiones económicas y estratégicas.

Al hablar ante el Foro de Comercio e Inversiones Filipinas-China en el Gran Salón del Pueblo en Pekín, Duterte dijo:

"Estados Unidos ha perdido ahora. Yo me estoy realineado con su corriente ideológica y quizá vaya tambien a Rusia a hablar con Putin y decirle que ahora somos tres en contra del mundo -China, Filipinas y Rusia. Es la únic manera".

"Con esto, en este recinto, sus señorias, en este recinto, anuncio mi separación de los Estados Unidos. No sólo militar, no sólo social, sino tambien económica....Yo me separo de ellos. Así que voy a depender de ustedes por un largo tiempo. Pero no se preocupen. Nosotros tambien les vamos a ayudar como ustedes nos ayuden".

Al hablar ante un público filipino en Pekín (en China hay más de 300,000 filipinos trabajando), Duterte dijo sobre los E.U.:

"Adios, mi amigo. Tu estadía en mi país fue para tu provecho. Nos atiborraron de mentiras sobre China. Crecimos con la Amenaza Roja. Nos mantuvimos a distancia de China. Ellos caracterizaron al comunismo como opresión de su pueblo. Ahora yo digo, esto tiene que terminar porque ustedes han estado abusando de la cortesía de mi país".

"Ya no voy a ir a Estados Unidos nunca más" dijo. "Ahí solo me van a insultar". Destacó que los estadounidenses "no necesitan visa para entrar a las Filipinas" en tanto que los filipinos pasan grandes dificultades para obtener una visa para los E.U. "¿Por qué no lo emparejamos? Bueno, siempre va a haber tiempo para arreglar cuentas" agregó.