24/03/2019
Editoriales

¿Qué crees que pasó?

Febrero 15 de 1917: Se regresan a Estados Unidos las tropas estadounidenses que realizaron en México la llamada Expedición Punitiva. Estos batallones norteamericanos fueron comandados por el famoso general John J. Pershing, quien, sin autorización alguna, penetró al territorio nacional el 15 de marzo de 1916 buscando a Pancho Villa. El motivo es que Villa con 360 hombres armados había atacado a la ciudad de Columbus, Nuevo México, el 9 de febrero de 1916, hecho considerado como la única invasión militar que había sufrido Estados Unidos. A su vez, el ataque a Columbus se supone que lo hizo Villa porque el vecino país no quería venderle municiones, y se dice que le vendieron balas rellenas de corcho en lugar de plomo, y que el fabricante vivía en Columbus. Desde luego que Pershing no pudo ni siquiera encontrar a Villa, mucho menos derrotarlo, por lo que no reportó resultados favorables los obtenidos en la Punitiva, y así tuvo que abandonar esta misión para atender mejores y más prometedores conflictos bélicos en Europa, durante la Primera Guerra Mundial (1914 – 1918). Pancho Villa era un genio militar, pues precisamente durante la Punitiva, la gente de Carranza también lo andaba persiguiendo, y él siempre encontró fórmulas para escabullirse, claro, con el apoyo de la población que siempre estuvo de su lado.