08/Dec/2019
Editoriales

El machismo entre los artistas

María Izquierdo fue una pintora mexicana muy reconocida, de origen Jalisciense que nació en 1902. Egresada de la Academia de San Carlos y discípula de Rufino Tamayo, sus méritos artísticos comenzaron a conocerse a partir de una exposición de su obra en Nueva York. Sus más famosos cuadros son Retrato de Belem en 1920, y Niñas Durmiendo en 1930, que es el retrato de su hija Amparo y una sobrina suya. Su especialidad fueron los paisajes y las naturalezas muertas. Su gran talento como artista plástica convenció al Gobierno Mexicano de contratarla para que realizara un mural destinado al Palacio Nacional. Sin embargo, Diego Rivera y Clemente Orozco operaron en contra de María. Su argumento central fue que una mujer no podría resolver eficientemente la realización de un fresco, y tanto insistieron hasta que le cancelaron el contrato a María Izquierdo. Esta anécdota es mencionada en el importantísimo texto sobre arte latinoamericano del crítico Edward Lucie-Smith, que significa la gravedad de la moral machista entre los grandes artistas del siglo XX. María murió en 1959, de 53 años, luego de sufrir una apoplejía que le inutilizó el uso de su brazo.  

 

Mujeres – Expertos en Psicología…

www.emujeres.net/mujeres-famosas/2010_2_maria.php

consultado el 20 de noviembre de 2010z