19/11/2018
Editoriales

Nuestra política y economía mexicana

Qué cosas estamos viendo a nivel internacional que rebota en nuestra política y economía mexicana... nunca nos hubiésemos imaginado que el barril de petróleo de la mezcla mexicana se vendería a 18.90 dólares, y que el dólar americano estaría a 18.90 pesos... esa coincidencia se dio ayer en los mercados petroleros y en los bancarios, pues mientras el petróleo está en el peor precio que recordamos, el dólar está en un altísimo nivel que tampoco imaginamos... y no pensábamos que estarían así en los primeros días de enero, o sea, hace apenas dos semanas, lo que presagia un tronido a nuestra economía... lo grave es que México es uno de los países menos afectados, pues en toda América Latina ninguna de las monedas está soportando esta caída frente al dólar y se está reflejando en una crisis política... qué barbaridad, doña Chona...///

Mientras eso sucede, localmente el gobernador Jaime Rodríguez Calderón ya dijo que van a identificar a los taxis por colores, y con eso se resolverá o se mejorará el problema del robo a estas unidades de transporte público... le darán colores diferentes dependiendo de cada municipio y así cuando se vea transitar a un auto de cierto color en un municipio que no corresponda a ese color, pues ya nada más lo detienen y ¡resuelven el robo!... esos avances no se dan en cualquier parte... ¿eh?...///

El veto que mereció la ley de participación ciudadana en la que se contempla la revocación de mandato, ya fue turnado a comisiones y seguramente dormirá el sueño de los justos un buen rato... pero ya tuvo la consecuencia de que el Gobierno del Estado le cerrara al líder de la bancada priísta Marco González un restaurante... una de las sucursales del negocio familiar conocido como Pollo Loco, ya sufrió la primera embestida del poder, ofendido porque su dueño osó aprobar una ley en donde se consultaría a los ciudadanos si debe seguir gobernando el actual gobernante... así que asistimos a la inauguración de una política represiva contra los diputados porque legislan en un sentido no agradable al Ejecutivo... ¿qué tal pollo pa'l arroz?...///