17/01/2018
Editoriales

Helicópteros y artillería contra los "Bad Hombres" en Tepic y Reynosa

Los 26 helicópteros UA-60M Black Hawk adquiridos por el gobierno de México directamente al gobierno de los Estados Unidos entre 2014 y 2015 están siendo utilizados de manera vistosa y aterradora para la captura o el "abatimiento" de capos del narcotráfico presuntamente importantes según los criterios de la PGR y las Fuerzas Armadas, a partir de las declaraciones del secretario de seguridad interna de los Estados Unidos Gral.

John Kelly y de la orden ejecutiva del presidente Donald Trump el pasado 9 de febrero en contra del narcotrafico. Previamente, el 27 de enero, el presidente Trump había hablado telefónicamente con el presidente mexicano Enrique Peña Nieto y habría reclamado , sutil o duramente no sabemos ; el que el gobierno mexicano no estuviese "haciendo un buen trabajo" en el combate a los "bad hombres , que es la forma en que Trump se referido a los capos del narcotráfico y a los narcotraficantes en general, de los que dijo hay en México "un montón" ( a bunch) .

Siguiendo su estrategia de capturar o "abatir" a los 127 más importantes cabecillas del narcotráfico ---estrategia que por cierto no ha disminuido la violencia, tampoco el tráfico de drogas y su exportaciones y menos el consumo interno--, el día 9 de febrero, dos días después de las declaraciones del Gral Kelly diciendo que México debe ser "un gran aliado" contra el narcotráfico y ayudar a detener la producción de amapola; y horas después de la orden ejecutiva de Trump corta el narcotráfico, un helicóptero Black Hawk fue utilizado de manera vistosa , e espectacular y aterrorizante, para disparar y "abatir" Juan Francisco Patrón Sánchez, alias el "H2" y 15 de sus presientes cómplices en Tepic Nayarit.

Dos días después, en esa misma ciudad, fue "abatido", Daniel Issac Silva el "H9" o "Señor de las tanquetas". Ambos capos formaban parte , segun el secretario de la defensa Gral Salvador Cienfuegos, de un grupo que desafía al cartel de Sinaloa disputando las rutas de exportaciones de drogas hacia loe Estados Unidos, especialmente heroína y metanfetaminas.

Después, el 17 de febrero, durante más de 12 horas se escenifico un "enfrentamiento" en donde fueron "abatidos" 12 presientes narcotraficantes en la ciudad de Reynosa y se utilizaron para ello dos helicópteros Blak Hawk los cuales dispararon también de manera vistosa en colonias de clase media en esa ciudad fronteriza., crenado un ambiente de guerra y de terror "al estilo irak" según dijeron algunos observadores.

Otra vez, ciñéndose a la estrategia de capturar o "abatir" a los capos supuestamente más importante del narcotráfico, se estaba y se sigue buscando en zonas habitacionales a Julián Manuel Liosa Salinas, el "comandante Toro", presunto líder del Cartel del Golfo --un "bad hombre" según la descripción de Trump--, quien estaría enfrentado a otros "bad hombres" del cartel de Los zetas.