21/09/2018
Editoriales

Carlos Prieto Fernández

 

 

 

La guerra de Corea (1950) provocó una demanda importante de productos siderúrgicos. La Maestranza de Monterrey participó ampliando sus instalaciones para producir más volumen en una adecuación al menú de producción. Aquí vemos a Carlos Prieto Fernández, director general de Fundidora de Fierro y Acero de Monterrey, a Mr Samuel C. Waugh, presidente de EXIMBANK, y a Evaristo Araiza.       Foto de Crisol del Temple.   Texto: LEB