19/09/2018
Editoriales

¿Qué es el Reiki?

El fenómeno Reiki.- Es una forma de sanación natural, cambia las conductas y actitudes indeseables. Produce resultados tan asombrosos, que se ha introducido amplia y rápidamente en la parte occidental de nuestro planeta.

La enfermedad.- Los desequilibrios energéticos internos, causan la pérdida de la salud en sus aspectos físico, mental y emocional.

La sanación energética.- El Reiki forma parte de las técnicas que usan la energía para curar. Es una de las técnicas más sencillas y eficaces. Con el empleo del Reiki, las condiciones negativas se convierten en positivas.

Reiki es un concepto formado por dos vocablos japoneses, Rei y Ki, que se refieren a dos formas de energía que son fundamentales.

Rei significa energía del universo. Todos los seres estamos conectados a esta forma de energía. Cuando fluye libremente a través de nosotros, produce salud y bienestar.

Ki es la otra raíz de la palabra Reiki. Ki es la energía vital que circula dentro del organismo de los seres vivos. Esta energía y la calidad de la misma, difieren de un ser a otro.Todos los seres vivos tenemos Ki. El Ki requerido por una víscera o un órgano, depende de la estructura y densidad de este. Si el Ki deja de circular totalmente en un organismo vivo, la vida se interrumpe.

¿En qué me puede ayudar el Reiki?

El Reiki equilibra y restaura la energía del organismo y favorece la capacidad del cuerpo para sanarse a si mismo, armonizando tanto el cuerpo como la mente. En términos prácticos, el Reiki sirve para una multitud de enfermedades y estados de ánimo. He aquí unos ejemplos:

Enfermedades Crónicas:
Aliviar dolores de artritis, reuma, artrosis, espalda y lumbares, dolores menstruales, migraña y de cabeza etc. Mejoría en la calidad de vida.

Lesiones:
Para acelerar el proceso de cicatrización y para soldar lesiones óseas. Reducir la inflamación en esguinces, sanar músculos desgarrados etc.Infecciones:
Ayuda al cuerpo a aumentar su capacidad para luchar contra enfermedades virales, reforzando su sistema inmunológico (hay mejoras documentadas por ejemplo). Otitis, gastroenteritis, infecciones de la piel etc.Cáncer:
Se usa para ayudar al organismo a mantener la fortaleza física necesaria para los tratamientos.Tratamiento a: Diabetes, Esclerosis múltiple, Leucemia, Sida, Insomnio, Ciática. Depresión, estrés, agresividad y otros tipos de enfermedades mentales:
Reiki sirve para equilibrar energéticamente y espiritualmente a las personas. Como resultado, las enfermedades mentales pueden desaparecer cuando la persona se encuentra en un estado de equilibrio y felicidad.

Aplicaciones del Reiki

Dependiendo del nivel que se maneje, se tienen diferentes opciones para trabajar en los tratamientos con Reiki, así, en el primer nivel se puede dar Reiki a uno mismo, a otras personas, a plantas, animales, alimentos, medicamentos, al igual que a objetos varios.
En el segundo nivel, además de los tratamientos de primer nivel, se pueden hacer envíos de energía a distancia, es decir sin que se encuentre presente el paciente a quien va dirigida la energía, como principio ético se aconseja tener el consentimiento del receptor antes de enviarle energía. También en el segundo nivel podemos tratar problemas de comportamiento, otra de las técnicas que se manejan en el segundo nivel es la limpieza energética de lugares y ambientes. A este nivel también se le llama el nivel mental.
El tercer nivel, es el nivel del maestro, puede canalizar una mayor cantidad de energía, el cual nos permite modificar la energía de lugares y ambientes en forma permanente, así como instalar fuentes de energía para promover una mayor armonía entre las personas que frecuentan dichos lugares, facilitando el desarrollo y evolución de las personas, además existe una amplia gama de posibilidades ya que día a día el conocimiento se va ampliando entre quienes practican Reiki y comparten sus experiencias.

Reiki y la Salud

Trabajando con Reiki, se puede tratar básicamente cualquier tipo de padecimiento, ya que la energía fluye a donde mas se necesita, debido a que al canalizarla al paciente, esta tiende a equilibrar su sistema energético balanceando su funcionamiento, por eso se dice que "la energía es inteligente"
Reiki es por completo un tratamiento natural ya que todo lo que hace el terapeuta es colocar sus manos sobre diferentes partes del cuerpo de la persona que recibe la energía para equilibrar la energía sutil en la persona o receptor y con esto mejorar su estado de salud.
En general el paciente que recibe Reiki tiende a entrar en un estado de relajación. Se pueden tratar malestares tan diversos como los siguientes:
Abscesos, Accidentes, Acne, Adicciones tales como drogas, alcoholismo, tabaquismo, y de todo tipo, bocio, bochornos, Cáncer, Catarros, Demencia, Desmayos, Desnutrición, Edemas, Enfermedades crónicas, Fiebres, Fracturas, Gota, Hemofilia, Impotencia, Insolación, Lupus, Luxaciones, Mal de orín, Menopausia, Obesidad, Quemaduras, etc...
Reiki también sirve para ayudar a sanar heridas de tipo emocional, tales como emociones no asimiladas, rencores, resentimientos, miedos, fobias, culpas, ansiedad, odio, así como también ayuda a mejorar las relaciones entre las personas para que estas se desarrollen en justicia y armonía
Esta es una lista incompleta, pero como podemos ver, se puede trabajar prácticamente cualquier cosa que queramos que mejore, o que nos ocasione malestares, también es importante aclarar que los resultados no pueden ser garantizados ya que no dependen de nosotros, la energía que se canaliza es la que lleva a cabo la mejoría en las personas o pacientes, los terapeutas somos simplemente canales de la energía, por lo tanto la energía que manejamos no es propia sino que es energía universal, o cósmica que canalizamos a través de nuestro cuerpo, por lo que no quedamos agotados al tratar pacientes, ya que nuestra energía propia no es transmitida al paciente, sino la energía que canalizamos.