11/Aug/2020
Editoriales

La vacuna contra La Rabia

Luis Pasteur fue un químico bacteriológico y médico francés que dedicó su vida a investigar en laboratorio. Su más importante victoria fue contra La Rabia, o hidrofobia, mortal enfermedad que se transmite por mordedura de algún animal rabioso. Encontró una vacuna de cobayas muertas y aún cuando no había podido aún aislar al patógeno, experimentaba su vacuna exitosamente con perros.

Nunca había experimentado con humanos hasta que en 1886 llevaron moribundo a un niño de 9 años llamado Joseph Miester, que había contraído la enfermedad. Pasteur se atrevió a aplicar su tratamiento a pesar de no estar acreditado para ello y Joseph se salvó. Pasados algunos meses, sucedió que igual le llevaron a su laboratorio un pastor con el que hizo lo mismo con idéntico resultado. Eso ya no podía ocultarse y al trascender, Pasteur se convirtió de pronto en el médico más famoso del mundo. Llovieron aportaciones para que se fundara el Instituto Pasteur, en el que, por cierto, el joven Joseph Miester trabajó de velador por muchos años. Louis Pasteur murió a los 75 años, no sin antes legar a la humanidad descubrimientos tan relevantes como el proceso de pasteurización que permite eliminar bacterias de alimentos como la leche.