21/Jul/2024
Editoriales

¿Qué crees que pasó?

 

Octubre 29 de 1910: Muere en Monterrey a la edad de 64 años el talentoso fotógrafo, pintor y músico Nicolás Mauro Rendón de Anda. Nacido en nuestra ciudad en el año de 1846, vivió por un tiempo en Ciudad del Maíz, pero luego él y toda su familia regresaron a vivir en Monterrey. Su vocación original fue la pintura, siendo el autor de cuadros como ‘La pastora andaluz’, y ‘Ojo de agua en Monterrey’. Sin embargo, al mismo tiempo empezó a practicar varios instrumentos musicales como el violín, el piano, la guitarra, el clarinete,  la mandolina, la trompeta y el arpa.

Se hizo amigo del estudiante Miguel F. Martínez, con quien compartía su gusto por la música.  

La vida le acercó más al joven Miguel porque su hermana Josefa se hizo novia del futuro prócer de la educación, y posteriormente fueron cuñados. 

Nicolás Mauro progresó en el arte musical llegando a presentarse como profesional en el Teatro Progreso en el año de 1882 acompañando a la gran soprano Ángela Peralta.

Esto le prestigió en la ciudad como un maestro de la música, por lo que instaló en 1866 una Escuela de Música, la primera en su clase en Monterrey.  

Pero su talento daba para más, así que inició una nueva actividad artística en torno de la fotografía, siendo considerado como uno de los precursores en nuestra ciudad. 

Estas dos actividades adicionales, la música y la fotografía, no le impidieron continuar pintando en diversos campos, como lo eran el retrato artístico, así como el paisajismo. 

Nicolás Mauro Rendón casó con Francisca Medellín Cortés, y procrearon 11 hijos que, algunos de ellos descollaron en las actividades artísticas de su padre.