18/May/2024
Editoriales

EL LEGADO DE AMLO A CLAUDIA: Victorioso en lo interno hereda el flanco externo; el del yugo de la deuda y del T-MEC

 Todo lo que ha hecho el presidente AMLO es necesario y correcto, pero insuficiente. Como país, seguimos siendo una cuasi colonia maquiladora y agrario minero exportadora, con sus secuelas de atraso, desigualdad, pobreza y violencia. El presidente decidió concentrar sus esfuerzos en revertir los estragos internos de los más de 35 años de neoliberalismo (1983-2018). Por eso buscó reconstruir el sector energético, elevar los salarios de lo que ya era la mano de obra más barata del mundo; forzar a la oligarquía a pagar impuestos; rescatar a los viejos y jóvenes “desechados por el neo liberalismo” --para usar una frase del Papa Francisco ---, por la vía de becas y pensiones; rescatar el sureste del país abandonado por siglos y construir ahí ferrocarriles que vinculen a México con la expansión económica de Asia y su Nueva Ruta de la Seda, etc. y, su obra maestra en política: Vencer, aislar y dividir a los ejecutores desde el gobierno de esas atrocidades durante esas 3 décadas: El PRI-PAN y PRD, los firmantes del infame “Pacto por México”.

  Sin embargo, entre el 2018 y lo que va del 2023, la deuda del país creció de 11 billones a 14 billones a pesar de que se han dedicado, cada año, entre 750 mil mdp y 1.3 billones a su servicio, una suma suficiente para reconstruir todo el país con nueva infraestructura como ferrocarriles, puertos, plantas de energía (nucleares), etc.  Ese desangramiento financiero impide al país un proceso de expansión y desarrollo industrial y lo mantiene dentro de una total “estrechez financiera”. 

  Por ejemplo, el total de “inversión física” para 2023 será de 1.1 billones, de los cuales sólo 230 mil mdp se destinarán a los proyectos insignia del gobierno del presidente AMLO como el tren Maya o el del Istmo, etc.  Es decir, ninguno de los rubros del gasto, significa ni siquiera la mitad del saqueo del país por la vía de la deuda lo cual reditúa a los 5 bancos extranjeros más importantes que operan en México, ganancias líquidas por las de 230 mil mdp este año. Todo ese desangramiento financiero, más las cadenas del T-MEC, que, mediante reglamentos y cláusulas, impone al país el tipo de industria y agricultura que debe tener, siempre maquiladora o minero exportadora, sin independencia para buscar otros proyectos  o su independencia tecnológica, sobre todo en la zona norte y centro del país. El T-MEC es un candado colonialista  que impone a nuestro país el atraso y el subdesarrollo perenne. 

    Liberarse de esos dos yugos, la deuda y el T-MEC, sería la continuidad lógica o legítima de la 4T bajo el futuro gobierno de Morena. Si no es así, ese gobierno se empantanará en otro sexenio de estancamiento, pobreza creciente, desigualdad galopante y violencia sobre todo porque en esas condiciones NARCOTRAFICO S.A. pasa a ser la “empresa exportadora” dominante. 

 

https://expansion.mx/.../las-pensiones-y-la-deuda-publica…

 

https://www.eleconomista.com.mx/.../Del-gasto-en…